viernes, 10 de marzo de 2017

Yo que nunca fui mío

Yo que nunca fui mío ni de nadie
quise ser tuyo,
pero tú no me tomaste
pues comprendiste que a la entrega
se responde con entrega
y tú no querías ser de un hombre
que no era suyo, que aun no era suyo.

Así seguimos:
tú que tratas de ser tuya, solo tuya,
mientras yo sin ti
no puedo ser mío.

No hay comentarios:

Publicar un comentario